LA EMPATÍA DE SETIÉN

Reyes Aguilar @oncereyes Setién se marcha lamentando no haber entendido la idiosincrasia de una ciudad, fue difícil fundir el carácter montañés con la ojana sevillana, el Real Betis y ese punto irracional que tiene la pasión de su afición. Personalmente, con Setién he disfrutado de un Betis diferente, el cual me demostró como el cambio de los despachos era visible en el césped. Las expectativas creadas entrando en Europa eran enormes y el comienzo del año parecía ilusionante, pero de nuevo la frustración llegó para quedarse, convirtiendo el ambiente en tensión a la primera de cambio, y a pesar de la décima posición final, hemos salido del Villamarín alguna que otra vez, tristes y hartos. Pesó mucho la decepción de aquella semana en la que caímos eliminados de la Europa League y las semifinales de Copa unidas a aquellas derrotas con los equipos de la zona baja que hicieron sacarnos los colores. Ahora me pregunto cómo hubiese sido la próxima temporada con él en el banquillo, con laterales y un par de buenos delanteros, pero han podido más el peso de las falsas expectativas, los gritos de parte de la afición que es soberana y la ciega lealtad a Serra. Setién se marcha, quedándose con una ciudad maravillosa cuya idiosincrasia llevará en su corazón a pesar de todo y una buena parte del beticismo que por encima de los gritos, le agradece su trabajo. Me quedo con su personalidad, su carisma y su toque seco, lejos de agradaores que besan el escudo de la camiseta nada más aterrizan en Heliópolis. El le dio un sello personal al Real Betis e hizo que a veces, jugase maravillosamente al fútbol. Cayó mal, cometió errores en los planteamientos, con los cambios, no entonó el mea culpa errando en sala de prensa muchas veces, chocando y chirriando en sus respuestas, con la obstinación y la soberbia, pero pudo más el “musho betis” con acento falso, el soy bético desde chiquetito y la presión de esa parte de la grada que le exige mientras enumera las vitrinas repletas de trofeos, la misma que aplaudió el juego en el Camp Nou, vibró en San Siro y enloqueció con los cinco goles al Sevilla.

  • No pudo empatizar con la misma grada que años atrás idolatró a técnicos a los que les aguantamos goleadas, descensos, ascensos y puestos bajos en la clasificación, pero a quien ni se le pitó, ni se le gritó. Se marcha Setién lamentando no haber entendido a una afición que se dice harta de malos resultados exhibiendo una exigencia nunca antes vista, desmemoriada diría yo, porque el Betis en su historia perdió contra el Huesca, el Girona y el Levante y pocas veces ganó en Barcelona, en Milán y en el Bernabéu en el mismo año. Quizás ahí estuviese la diferencia de Setién, con su empatía, pero eso, ya no lo sabremos nunca.

VICTORIA PRECIOSA PERO ESTÉRIL

  1. Real Madrid CF 0 – Real Betis Balompié 2 (Loren y Jesé)

Pablo Caballero Payán @pablocpayan El Real Betis Balompié ganó con total merecimiento en el Santiago Bernabéu tras realizar un partidazo en el que fue muy superior al equipo de Zinedine Zidane. El conjunto verdiblanco acaba la Liga en décima posición a tres puntos de los puestos europeos.

La primera parte fue igualada y con ocasiones para los dos equipos. Ambas escuadras no se jugaban absolutamente nada y el encuentro fue vistoso y alegre. El Betis dominaba la posesión del esférico y el Real Madrid intentaba montar ataques rápidos para sorprender a la zaga bética. Lo más peligroso de los locales fue un tiro al palo de Benzema tras un grave error de Francis y, por parte del Betis, Lo Celso y Júnior tuvieron dos oportunidades claras para adelantar a los de Heliópolis.

La segunda parte fue de domino total de los de Quique Setién. El equipo bético controló a su antojo el juego, con Lo Celso dando un recital. Pasaba un minuto de la hora de juego cuando el argentino habilitó Ha guardado para que el mejicano se la sirviera en bandeja a Loren, que no falló ante Navas. Trece minutos después, el pase en profundidad del rosarino encontró a Júnior, que realizó un pase de la muerte preciso para que Jesé sentenciara el partido.

Se acabó así una temporada que se ha cerrado con un gran triunfo pero que, tristemente, no ha servido de nada. Nos quedamos con la sensación de haber tirado muchos partidos, de poder haber hecho muchísimo más. Ahora hay que esperar acontecimientos y ver como se construye el nuevo Betis de la siguiente campaña.

LO MEJOR: la segunda victoria consecutiva en el Bernabéu y el partidazo disputado por el Real Betis, haciendo una mención especial a la actuación de Giovani Lo Celso.

LO PEOR: haber llegado al partido de hoy sin opciones.

Foto de Portada: diariodesevilla.es

LA RACHA NO CESA

SD Eibar 1 (Cote) – Real Betis Balompié 0

JJ Barquín @barquin_julio Nueva derrota del Betis que parece el típico joven aspirante que hace 14 días buenos de competición en el Tour de Francia y que se le atraganta la última semana. Los puertos que había superado con holgura antes, ahora se le hacen eternos y cada metro parece un kilómetro. Esa es la sensación que transmite un equipo que pierde haga lo que haga. Jugando mal se pierde, como normalmente pasa en el mundo del deporte. Pero es que, haciendo un partido más que aceptable -sobre todo- en la segunda parte, también se termina derrotado.

Un partido que tuvo dos partes bien diferenciadas. Con el cambio de disposición a un 4-2-3-1, el equipo de Setién supo contener el brío del Eibar pero no creó mucho fútbol. Tampoco pasó grandes apuros aunque las mejores ocasiones las tuvieron los hombres de Mendiribar. Fueron minutos donde Joel demostró que la portería del Betis está muy bien cubierta (aunque no debería arriesgar tanto con los pies). Pasados esos primeros veinticinco minutos, Tello y Junior aparecieron por la banda izquierda para poner en aprietos a Dmitrovic. También una incursión de Joaquín y Loren, con finalización de Guardado y el disparo de Lo Celso al poste. El partido se iba al descanso, cuando una jugada preparada sirvió a Cote para disparar sin mucha resistencia de la defensa verdiblanca. A los puntos, como si hubiera sido un combate de boxeo, el Eibar habría ganado.

La segunda parte cambió radicalmente pues el Betis dio un paso adelante, mejoró sensiblemente su juego y tuvo clarísimas ocasiones de gol. Guardado, Bartra, Feddal y Loren tuvieron cuatro clarísimas ocasiones para batir la portería eibarresa, además del penalti fallado por Lo Celso. Un quiero y no puedo que sirve para transmitir más decepción y frustración a una plantilla que se le está haciendo muy largo este tramo de liga. Sensaciones, dinámicas, gafe o karma pero sea lo que fuere no es la mejor imagen para el proyecto que tienen puesto en marcha el club.

Está claro que Setién y su cuerpo técnico no van a seguir la temporada próxima por no cumplir el objetivo de Europa. Además de no conseguirlo, están emborronando de manera dramática, el final de una temporada que comenzó a irse por el retrete el jueves 21 de febrero en una noche horrible. No cabe en cabeza humana que el cántabro siga tras ver el desenlace de la actual temporada. Haro, Catalán y Serra deben de ponerse a trabajar inmediatamente para atinar en el fichaje del próximo entrenador.

LO MEJOR: Las paradas de Joel y los detalles de Kaptoum.

LO PEOR: La puntería y la falta de entidad de Setién para revertir una situación negativa desde hace meses. La imagen que se está transmitiendo como entidad.

Foto: ABC

UN PUNTO EN UN PARTIDO BOCHORNOSO

Rayo Vallecano 1 (Raúl de Tomás) – Real Betis Balompié 1 (Tello)

Pablo Caballero Payán @pablocpayan Horroroso partido el disputado por el Real Betis en Vallecas en el que ha logrado sumar un punto inmerecido por lo visto sobre el terreno de juego. Los de Setién siguen jugando de manera errática, lenta y torpe cuando tienen la pelota y defendiendo muy mal. Con esta imagen y con las prestaciones que lleva demostrando el equipo verdiblanco en los dos últimos meses de Liga va a ser imposible lograr la clasificación para competiciones europeas.

Lo ocurrido desde el pitido inicial hasta el minuto setenta y cinco tienen varios calificativos y ninguno es bueno. Bochornoso, vergonzoso, desesperante, lamentable, plano, insulso, anodino o errático son los que mejor definen el juego del Betis hasta que Quique Setién decidió modificar el sistema. El Rayo Vallecano pasó por encima de los verdiblancos y solo la falta de puntería de los locales impidió que el partido estuviera finiquitado antes de tiempo. El equipo de Vallecas, que llevaba siete derrotas consecutivas, trató a su rival como un pelele, controlando a su antojo el partido.

Es evidente que el 3-5-2 o 3-6-1 con el que Setién viene planteando casi todos los partidos durante esta temporada no funciona y no le permite al Betis ser fiable. Eso lo ve todo el mundo, incluida las vacas de Lezama. Pero el entrenado cántabro sigue erre que erre y no cambia su planteamiento inicial. Hoy, cuando lo hizo, el equipo se volvió más vertical y empezó a generar llegadas peligrosas en ataque. Kaptoum entró por un desaparecido Lo Celso y, al adelantar Tello su posición, el equipo mejoró muchísimo. Y así llegó el gol del empate en el minuto ochenta y uno. El extremo catalán recibió un pase de Carvalho y, tras desviar un defensa rayista su chut, el balón acabó en el fondo de la portería local.

Y poco más pasó en el tiempo que quedaba. Ambos equipos tuvieron un par de acercamientos pero sin mucho peligro. El punto logrado, a todas luces inmerecido, no debe tapar las carencias del equipo, la mala imagen ofrecida y las sensaciones negativas que transmiten Setién y sus hombres. Defender a este Betis es un acto de fe inaudito. Cada vez queda menos tiempo y confiar en que se logrará el objetivo es, a día de hoy, de ilusos.

LO MEJOR: el punto logrado.

LO PEOR: la imagen, las sensaciones y la cabezonería de un entrenador incapaz de hacer reaccionar a su equipo.

Foto de Portada: efe.com

TRIUNFO DE GRAN ENVERGADURA

Real Betis Balompié 1 (Canales de penalti) – Club Atlético de Madrid 0

Pablo Caballero Payán @pablocpayan Enorme victoria la conseguida por el Real Betis en la tarde de hoy ante un rival que no perdía en la Liga desde septiembre del pasado año. El nivel de competitividad e intensidad derrochado por los verdiblancos fue extraordinario. Setién consigue por vez primera derrotar a Simeone.

El partido empezó con un sensacional paradón de Oblak tras un remate de cabeza de Feddal tras un saque de esquina. Después la primera parte transcurrió con mucha igualdad y seriedad por parte de ambas escuadras. El Betis no se amilanó ante la presión atlética y defendió con bastante seguridad, impidiendo que los rojiblancos dispusieran de claras ocasiones de gol.

La igualdad siguió tras el descanso, pero el Betis dio un paso adelante y empezó a hilvanar jugadas de ataque con cierto peligro, sobre todo tras una jugada de Canales que acabó con un tiro flojo del cántabro. Cierto es que el partido pudo cambiar si el árbitro hubiera señalado el claro penalti de Feddal sobre Morata, pero no lo hizo.

Sin embargo si señaló el colegiado la clara mano de Filipe Luis dentro del área. La pena máxima la transformó Canales pese a la buena estirada de Oblak. El Atlético se volcó en busca del empate y Griezmann estuvo a punto de lograrlo al estrellar un precioso chut en el larguero. Después todas las intentonas del equipo de Simeone fueron con menos peligro del esperado y el Betis supo manejar inteligentemente los minutos finales.

En un partido tan importante y competido con tanta intensidad e inteligencia es difícil destacar a alguien por encima del trabajo de todo el equipo. Aun así, es digno de elogio el partidazo que se han marcado Sergio Canales y Aïssa Mandi. También hay que destacar, pese a sus fallos, las buenas maneras y la personalidad de Kaptoum. Ahora a descansar y a pensar en la ilusionante cita que tenemos todo el beticismo el jueves. Manos a la obra.

LO MEJOR: el gran partido colectivo del equipo de Setién.

LO PEOR: la lesión de Marc Bartra.

Foto de Portada: diariodesevilla.es

 

IGUALADA FAVORABLE

RCD Espanyol 1 (Borja Iglesias) – Real Betis Balompié 1 (Sanabria)

Pablo Caballero Payán @pablocpayan El Betis se trae de Barcelona un empate a uno que deberá hacer valer el próximo miércoles en el Villamarín para acceder a las Semifinales de la Copa del Rey. El gol de Sanabria igualó un encuentro complicado y vale su peso en oro. Puede que hay sido el último aporte del paraguayo al club verdiblanco.

Comenzó el partido de manera igualada, con llegadas de ambos equipos y alternancias en el control del juego. Intentaba el equipo de Setién jugar con calma e imprimirle velocidad por las bandas a los ataques verdiblancos. Así transcurría el encuentro cuando aprovecharon los locales una rápida jugada para adelantarse en el marcador por medio de Borja Iglesias. El Betis acusó el golpe y la primera parte terminó con un gran oportunidad para Sanabria que, solo ante el portero, se dejó caer en lugar de disparar a portería.

Tras el descanso, los de Heliópolis fueron poco a poco haciéndose dueños de la pelota y comenzaron a atacar insistentemente el área rival. Sanabria y Bartra tuvieron en sus botas el empate, pero se encontraron con buenas intervenciones de Roberto. A diez minutos del final, Laínez inició un contragolpe que siguió con una potente conducción de Carvalho. El portugués se la cedió a Sergio León y el de Palma del Río asistió a Sanabria para que el paraguayo empatara el partido.

Pudo perder el Betis el partido tras un error de Kaptoum, pero Joel Robles salvó la situación con una parada sobresaliente. Con tablas en el marcador se llegó al final de un partido en el que los verdiblancos han sacado un buen resultado que deja la eliminatoria encarrilada, aunque habrá que trabajar mucho para lograr el pase a la siguiente ronda.

LO MEJOR: el resultado.

LO PEOR: hay cosas negativas que destacar, pero me voy a quedar con la lesión de Loren.

Foto de Portada: EFE

LA DICHOSA FALTA DE PUNTERÍA

Real Betis Balompié 0 –Real Sociedad 0

Pablo Caballero Payán @pablocpayan El Betis no pudo pasar del empate sin goles en el partido de Ida de los Octavos de Final de la Copa del Rey en un partido en el que fue superior a su rival. La falta de puntería de cara al gol privó a los de Setién de un merecido triunfo y necesitarán marcar en Anoeta para pasar de ronda, a no ser que se decida en los penaltis.

Sorprendió el planteamiento del técnico cántabro al cambiar el sistema: se pasó del habitual 3-5-2 a un 4-3-3. Sea por este motivo o por otros, el juego de los verdiblancos fue más dinámico y veloz y mucho menos previsible. Hasta la hora de partido no reaccionó el equipo visitante. Fueron los mejores minutos de los vascos, que dispusieron de jugadas claras para adelantarse en el marcador.

Antes de eso, el dominio y las oportunidades habían sido de los verdiblancos, que se toparon con la madera tras un zurdazo extraordinario de Joaquín y con las intervenciones de Rulli en otras ocasiones. El Betis se zafó del acoso realista y volvió a mandar en el encuentro durante el último cuarto de hora, aunque ya no con tanta claridad y peligro.

En líneas generales, el partido de los de Heliópolis fue bueno y el buen rendimiento del equipo pese al cambio de sistema es una buena noticia. Hay que ser optimistas para el partido de vuelta y confiar en que la mala racha goleadora se romperá. Allí le vale al Betis cualquier empate con goles para clasificarse y seguro que lo conseguirá.

LO MEJOR: el buen juego en muchas fases del partido.

LO PEOR: la falta de puntería de cara a gol.

Foto Portada: Juan Carlos Muñoz (diariodesevilla.es)

PATÉTICA MANERA DE EMPEZAR EL AÑO

SD Huesca 2 (Ferreiro y Rivera) – Real Betis Balompié 1 (Sanabria de penalti)

Pablo Caballero Payán @pablocpayan Derrota totalmente merecida del Real Betis en un horrible partido. Los de Setién no supieron imponerse al colista de Primera División, que no había ganado en su estadio y que no conocía la victoria desde la primera jornada de Liga. El año ha empezado de una manera patética.

Sorprendió la alineación con la que compareció el conjunto bético en el Alcoraz, juntando el técnico cántabro a Javi García y William Carvalho de inicio. Sin embargo eso no supuso un mayor control del centro del campo y el Betis se mostró errático y carente de profundidad en ataque. Las llegadas más peligrosas fueron del Huesca aunque no inquietaron mucho a Pau López. Probó Setién con cambiar de bandas a Francis y Tello, pero esa permuta no empezó a notarse hasta la segunda mitad.

En una internada del catalán hasta el área rival llegó el penalti que permitió al Betis adelantarse en el marcador. Sanabria lo lanzó mal pero entró, que al fin y al cabo es lo importante. El Huesca pudo empatar en la jugada siguiente y, a renglón seguido, el entrenador bético dio entrada a Lo Celso y Guardado para dotar al centro del campo de más calidad. Llegaron minutos aceptables de los verdiblancos, que dispusieron de dos contragolpes muy claros para finiquitar el partido.

Perdonó el Betis y tras un error de Tello empataron los aragoneses. El empate supuso un jarro de agua fría y los de Setién no volvieron a levantar cabeza. El Huesca se vino arriba y llegó el segundo gol con un chut de Rivera desde la frontal tras un rechace de Carvalho. Y ya no volvió el Betis a atacar con peligro ni a generar ocasiones, perdiendo un partido horrible.

Las malas sensaciones que dejó el partido frente al Eibar se han reafirmado en Huesca. Ahora viene la Copa del Rey y el domingo 13 el Real Madrid. Debe volver el Betis a la senda del buen juego cuanto antes. Y urge la llegada de un lateral izquierdo y un delantero. Setién y Serra tienen trabajo por delante. Manos a la obra.

LO MEJOR: por quedarme con algo, el segundo gol consecutivo de Sanabria.

LO PEOR: la horrible imagen que ha dado el Betis en Huesca.

FOTO PORTADA: EFE

CARTA ABIERTA A LOS TRES REYES MAGOS: HARO, CATALÁN Y SERRA FERRER

Manuel Rey @ManuReyHijo Dicen las estadísticas que el 2018 fue uno de los mejores años de la historia de nuestro Betis. Los resultados obtenidos en términos económicos y deportivos (presupuesto, masa social, clasificación europea, victorias de prestigio, proyección internacional, etc.) son la consecuencia de un trabajo metódico y comprometido de tres Reyes Magos que han sido capaces de inocular a los béticos altas dosis de ilusión, como uno espera de personajes con tan alta responsabilidad e influencia en nuestra felicidad casi diaria.  

«El equipo debe estar a la altura de la afición» es un mensaje que nuestros Reyes Magos, Haro, Catalán y Serra Ferrer han empleado en múltiples ocasiones cuando han tenido que someter su liderazgo a juicio accionarial o entre aficionados. Es un mensaje, sin duda, valiente que compromete y define sin ambages los retos y objetivos que se marcan. Llevan ya tres años en sus tronos repartiendo por el Mundo Bético alegría, lo que les hace merecedores del reconocimiento por su trabajo, pero también necesarios receptores en el corto y medio plazo de peticiones y demandas.  

Desde mi punto de vista el crecimiento sostenible debe ser el objetivo y la exigencia irrenunciable sobre el que basar nuestro desarrollo como club profesional y, por tanto, lo que hay que reclamarles. Su consecución depende de la capacidad que demuestren para conformar una red organizada de propuestas estructurales en lo económico y deportivo que den respuesta, entre otros, a los siguientes retos:

1.- Retos societarios: Resuelto el galimatías accionarial de la entidad con una impecable ampliación de capital, acuerdos con anteriores propietarios y la inclusión de los actuales paquetes mayoritarios en la junta directiva (salvo algunos plenamente justificados), el club necesita desarrollar mecanismos que incentiven, estimulen y faciliten la participación directa de los accionistas minoritas en el día a día de la entidad. Una junta directiva tranquila pero con poco capital minoritario representado, como fue la última, sugiere la necesidad de esta medida.

2.- Retos relacionales: La mejora en la conectividad y la fidelidad con el seguidor o cualesquiera agentes influyentes en la imagen y reputación de la institución debe ser una máxima de forzosa consideración.

Sobre la primera cuestión (conectividad) hay que reconocer la puesta en marcha de múltiples iniciativas, mayoritariamente online, que permiten un fácil acceso al club (redes sociales, página web, etc.) y la compra de los productos que interesan al aficionado (entradas, abonos, merchandising, cesión de asientos, etc.).

En el ámbito de la fidelidad la directiva ha diseñado, inteligentemente, un cuerpo de medidas que intentan aumentar el sentimiento de pertenencia entre sus aficionados (acciones de reconocimiento individual y a peñas), que hacen crecer la marca (ampliación del número de secciones), y que ayudan a potenciar una imagen de compromiso y confianza ante la sociedad en general (actuaciones de responsabilidad social con colectivos sensibles y desfavorecidos). Reconociendo lo anterior es necesario desarrollar más iniciativas que permitan convertir a cualquier cliente potencial en defensor/promotor activo del club o de la marca (enseña y productos), y en este punto se identifican claras áreas de mejora, por ejemplo, en lo que respecta a relaciones con medios de comunicación deportivos que mantienen un nivel de influencia importante en sectores sociales significativos de nuestro entorno, así como el fortalecimiento de vínculos formales, sólidos y continuados con instituciones públicas y privadas reconocidas y legitimadas de la sociedad (Universidades andaluzas, entre ellas).

Del mismo modo hay que convertir cualquier contacto con la entidad (momento de la verdad) en experiencias positivas para el aficionado. En este tema creo que conviene insistir en la mejora del servicio de atención personal al socio y al seguidor bético. En varias ocasiones se han efectuado comentarios en foros diversos sobre el mal tratamiento que el club ha tenido con algunos problemas surgidos con socios (cambios de asientos) o que el personal de atención al bético ha dispensado a algunos aficionados en sus peticiones. Evidentemente no son situaciones generales sino puntuales pero toca recordar la importancia de esta cuestión, máxime cuando la insatisfacción y el dolor por la mala atención recibida es mucho mayor cuanto más profundo es el sentimiento de amor y cariño que se tiene hacia el club.  

3.- Retos organizativos: El diseño de un organigrama claro, la definición de procesos de servicio y la profesionalización de la institución en diferentes ámbitos de gestión han resultado evidentes en los últimos años, como era de esperar en Reyes formados y de éxito en sus quehaceres profesionales. No obstante, el diseño e implantación de un Sistema de Investigación e Inteligencia Competitiva, de naturaleza staff dependiente de la Dirección Corporativa del club, se antoja conveniente para desarrollar una mejor y más adecuada interpretación de las tendencias del mercado, escucha activa de aficionados e influyentes, así como detección temprana de estrategias de la competencia.

4.- Retos económico-financieros: Un presupuesto que crece significativamente año a año es indicio claro de una labor bien realizada en este ámbito. Sin tener, como es mi caso, un conocimiento detallado de las acciones emprendidas en este tema, parece necesario profundizar en fuentes complementarias de obtención de ingresos. Es verdad que son significativas las mejoras que se comunican (celebración de eventos en el estadio, comercialización de palcos, merchandising, etc.), aunque también parece que un club que compite en puestos de privilegio en La Liga y en la Europa League, y que mantiene una posición dominante en cifras de seguidores en redes sociales, abonados, seguidores, peñas, asistencia al estadio en cada partido, etc., podría dar avances significativos en términos de patrocinios sobre nuevos activos del club y generación de alternativas de negocio vinculados con sectores y mercados más allá del propio ámbito nacional e incluso del europeo.

5.- Retos deportivos: La relación entre resultados deportivos y la consecución de los retos anteriores suele ser directa, incluso en un club como el nuestro que lleva a gala el “Manque Pierda”. Esta máxima que no debe perderse nunca de vista pues forma parte de nuestro ADN, no es óbice para reconocer la importancia de consolidar y aumentar los éxitos deportivos conseguidos en 2018 para favorecer el crecimiento sostenido en todas las parcelas del club (de marketing e imagen, económico-financieras, organizativas, etc.).

En este ámbito parece necesario que la unidad de negocio locomotora, es decir, el primer equipo masculino de fútbol siga vendiendo una propuesta de fútbol atractiva para los aficionados que ven en directo los partidos, así como a todos aquellos que sienten simpatía con el club fuera del entorno nacional. Junto a ello y en un plano puramente resultadista es necesario que el club mantenga su calificación en competiciones europeas cada temporada, lo que asegura la imagen y proyección internacional del equipo. Con este mismo objetivo se antoja deseable realizar una buena competición en la Europa League esta temporada (cuartos de final o semifinales sería meritorio). La contratación de jugadores que conjuguen rendimiento deportivo y reconocimiento mediático favorece esta proyección (los éxitos contractuales de 2018 sería necesario continuarlos, a saber, nuevos Lo Celso, Carvalho, Canales, Bartra).  

Un club como el Real Betis debe aspirar a situar todas sus secciones, las que sean, en el primer nivel de competición nacional, lo que supondría el ascenso del equipo de Fútbol Sala y de Baloncesto a la primera categoría española. Dado que el tema de las secciones diversifica la enseña (marca) a otros segmentos y mercados de interés potencial para el club, es necesario cuidar la elección de secciones que compiten bajo nuestro escudo, intentando hacer compatible el objetivo comercial con la necesaria imagen de éxito que debe vender el club y que conllevan los resultados deportivos que se consigan.  

La cantera es un tema muy sensible que merece trabajo y dedicación. Veníamos de momentos complejos habida cuenta del papel secundario asumido desde hace tiempo respecto a otros competidores. Se mejora poco a poco esta situación, aunque conviene evaluar con detalle el desempeño de los profesionales implicados aplicando indicadores de control individual y colectivo a todos ellos. Particularmente relevantes son el Betis Deportivo (donde parece que continúa el déficit acumulado) y el División de Honor Juvenil.

Queridos Reyes Magos perdonen las imprecisiones y los errores cometidos por este niño ilusionado en la carta. Si han sido capaces de llegar hasta el final, muchas gracias por su tiempo a ustedes y a todos los que se hayan atrevido a ello. En cualquier caso reconocerán que después de tantos años de carbón recibido, ¿no creen que los béticos merecemos seguir siendo felices y que se cumplan en 2019 todos estos deseos?

Foto Portada: realbetisbalompie.es

GRANDES MOMENTOS DE 2018

Pablo Caballero Payán @pablocpayan Se acaba en pocas horas un año que ha sido muy bueno para el Real Betis Balompié. El proyecto global de la entidad crece a un ritmo interesantísimo y, de manera particular, lo que atañe al primer equipo verdiblanco, los resultados obtenidos son para estar muy satisfechos.

Los jugadores del Betis celebran la victoria en Nervión. Fuente: El Desmarque

2018 empezó de una manera espectacular con la victoria en el Sánchez Pizjuán por 3-5 en una noche del Día de Reyes que los béticos no podremos olvidar mientras vivamos. El conjunto de Setién disipó todas las dudas que había generado en noviembre y diciembre y completó una sobresaliente segunda vuelta de campeonato, logrando la clasificación para la Europa League en la jornada 35 al ganarle 2-1 al Málaga CF. El Real Betis acabó la Liga en sexta posición.

Quique Setién se emocionó tras conseguir la clasificación europea. Fuente: BESOCCER

La nueva temporada trajo muy pronto otro derbi, esta vez en el Benito Villamarín, y el gol de Joaquín sirvió para derrotar nuevamente al Sevilla FC. En la Liga el equipo de Heliópolis ha ido de menos a más, logrando enderezar un rumbo que por momentos pareció perdido. Para la historia quedará el triunfo en el Camp Nou, donde el Betis dio un recital de fútbol.

Celebración del segundo gol bético en Barcelona. Fuente: ABC

El retorno a las competiciones continentales se hizo de manera brillante, logrando una holgada clasificación para la siguiente ronda. El momento cumbre de la primera fase de la Europa League se vivió con el triunfo histórico en San Siro en un día en el que Milán se tiñó de verdiblanca y en el que Giovani Lo Celso dejó para el recuerdo un golazo excelente.

La afición del Real Betis en la Piazza del Duomo de Milán. Fuente: @M_Socarras

El año se cerró con 65 puntos, solo superados por el FC Barcelona, el Atlético de Madrid y el Real Madrid. Todo es mejorable y esa debe ser la premisa para seguir creciendo y conseguir mejores resultados. Ángel Haro, José Miguel López Catalán, Lorenzo Serra Ferrer, Quique Setién y todo su cuerpo técnico seguro que no se conformarán con lo logrado hasta ahora. Pidámosle a 2019 que sigan trabajando con el acierto y la dedicación mostrada desde hace año y medio. El Real Betis Balompié es el que saldrá ganando.

FELIZ AÑO NUEVO