EL MERCADO DE INVIERNO Y LA SEMIFINAL

Pablo Caballero Payán @pablocpayan Anoche se cerró el período de traspasos del mes de enero y creo que el Real Betis no se ha reforzado como debiera. Esa decepción ha dado paso a la ilusión de este mediodía con el sorteo de las Semifinales de la Copa del Rey. El Valencia CF será nuestro rival. La eliminatoria será complicadísima, pero los otros rivales que había en el bombo eran aun más fuertes.

Empezaré explicando por qué estoy decepcionado y preocupado tras los fichajes que ha realizado el club de Heliópolis en las últimas semanas. No voy a poner en duda la valía y la calidad futbolística de Lainez, Jesé y Emerson. El mexicano tiene pinta de buen jugador y el futuro que tiene por delante es esperanzador; el canario es tan bueno como desconcertante; y al brasileño no puedo hacer una valoración porque no le he visto jugar.

Entonces, ¿por qué considero una decepción y una preocupación estas incorporaciones? Pues la respuesta es sencilla: creo que había otras posiciones que debían ser reforzadas con urgencias, como por ejemplo el lateral izquierdo y un delantero centro de referencia. Claro que esta es solo mi opinión y que si la comparamos con las personas que han de tomar las decisiones en el club y que saben y entienden de fútbol infinitamente más que yo, lo normal es que mis malos presagios sean erróneos. Ojala.

Y sobre el sorteo lo único que se me ocurre decir es que es un bendito problema tener unas semifinales complicadas. Insisto, podrían haber sido mucho más difíciles, pero solo el hecho de disputarlas y estar presente en el bombo, ya es un éxito. La ilusión es superlativa, muy bonita y placentera, contrastando sobremanera con los nervios que me provocan. Supongo que no seré el único que tiene unas ganas locas de que llegue el jueves, pero no hay que olvidar que el domingo tenemos un partido muy importante.

Alcanzar la Final de la Copa es un sueño, pero no podemos caer en el error de olvidarnos de la Liga. Siendo sinceros, creo que es más difícil ganar el torneo copero que entrar entre los seis primeros de la clasificación liguera. No hay que relajarse y hay que disputar todos los encuentros como si el último. Y para eso, una plantilla con suficientes recursos es imprescindible. Reitero, ojala que los movimientos de salidas y llegadas de enero sean para bien.

Foto de Portada: diariodesevilla.es