LOS MISMOS ERRORES DE SIEMPRE

S.D. Eibar 3 (Pedro León, Enrich y Kike) – Real Betis Balompié 1 (Rubén Castro)

Derrota justa y merecida del Betis en Eibar en un partido malísimo de los verdiblancos. El encuentro estuvo condicionado por la temprana expulsión de Piccini, en la jugada que dio origen al primer gol eibarrés.

Repitió Víctor el once inicial de la pasada jornada pero no sirvió para lograr un resultado positivo. La presión no fue efectiva y el equipo se vio desbordado desde primera hora por el rival. Una perdida de Ceballos en el centro del campo dio origen a un contragolpe del Eibar que terminó en falta y expulsión de Piccini. Como muy bien me apuntó un buen amigo, el fallo no fue tanto del italiano como de Pezzella, que estaba mal posicionado en la defensa de cinco del Betis. Para mi, la falta es clara y la expulsión, sí puede generar dudas. El libre directo posterior lo convirtió magistralmente Pedro León.

A los cinco minutos del tanto del murciano llegó el segundo de los de Ipurúa. A Bruno le pillaron las espaldas (como en el Pizjuán, Anoeta…) y Enrich mandó a la red el balón con gran cabezazo. Minuto veinte y el partido finiquitado. Porque del tiempo restante hay muy poco que reseñar, salvo el empuje del último cuarto de hora, con gol incluido de Rubén Castro y el postrero tercer tanto del Eibar cuando el Betis buscaba un empate que jamás mereció.

LO MEJOR: el gol de Rubén tras nueve partidos de sequía.

LO PEOR: las facilidades y la fragilidad defensiva del Betis.

Pablo Caballero Payán @pablocpayan